Inicio de Página

Inicio de Página

Próximas Actividades

Próximas Actividades
.

Visita cultural a Alcalá la Real

Conocer esa localidad jienense constituyó una grata sorpresa; pues, al menos para el que esto suscribe, no esperaba encontrar tanto arte e historia, ya fuera en la ciudad medieval amurallada de “La Mota”, como su centro histórico.

A las siete de la mañana nos esperaba el autobús en la calle Góngora y 20 minutos después nosIMG_6333a encaminarnos a nuestro destino. Desayunamos en Loja, concretamente en los Abades y a eso de las diez de la mañana llegamos a Alcalá la Real, donde nos esperaba Nono el guía que nos enseñó, con maestría y conocimiento, su ciudad.

Recorrimos el centro histórico, deteniéndonos a contemplar las fachadas de sus iglesias renacentistas (finalizadas como barrocas) y el extraordinario Palacio Abacial con su museo; tras pasear tranquilamente por el Paseo de los Álamos y otras calles del municipio, entramos en la biblioteca IMG_6482adedicada al Arcipreste de Hita y concluimos la mañana con el almuerzo en el restaurante Zacatín, donde probamos el plato típico de la localidad “Secretaria Alcalaína” (pollo en salsa).

Después de comer, el autobús nos llevó a la ciudad fortificada de “La Mota”.  Toda una ciudad medieval amurallada en lo alto de un cerro que fue ciudad de frontera entre el reino de Castilla y el nazarí de Granada durante 150 años. Población conquistada por Alfonso XI de Castilla en 1431, (unos 80 años después de que el valle del Guadalquivir pasara a dominios cristianos). La ciudad amurallada es digna de conocerse pero, como hay que destacar algunos de sus monumentos, citaréIMG_6447a unos pocos: las puertas de Las Lanzas, del Peso de la Harina, las Carnicerías cristianas, sus aljibes, la torre del Homenaje y, sencillamente impresionante, la Iglesia Abacial. Iglesia con un abad que dependía IMG_6445adirectamente del rey, medio arruinada en la actualidad, pero su fachada principal sigue mostrando todo su esplendoroso pasado.

Estaba prevista la salida para Málaga a las seis de la tarde, pero nos resultó tan placentero el recorrido por esta ciudad fortificada que salimos de Alcalá con una hora de retraso y llegamos a nuestro destino sobre las nueve de la noche.

                                                                                                           F.R.C.